El presidente reiteró que los elementos de la Guardia Nacional que vigilan la frontera sur de México han resistido y no han utilizado la fuerza.

El presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que aunque es claro que los integrantes de la caravana migrante tienen necesidades, este movimiento no es espontáneo porque tiene una conducción política.

“Son los mismos que han participado en otras caravanas, dirigentes de Honduras que muchas veces no dan información adecuada a los migrantes”, aseguró.

Durante la conferencia matutina de este viernes, refirió que más de mil migrantes que fueron engañados con la idea de que podrían cruzar a México sin problema, están regresando con apoyo de las autoridades mexicanas y expresó que “afortunadamente se han respetado los derechos humanos”.

El mandatario federal reiteró que los elementos de la Guardia Nacional que vigilan la frontera sur de México han resistido y no han utilizado la fuerza para contener a los migrantes centroamericanos que buscan cruzar al territorio nacional, en un afán de llegar a Estados Unidos.

“Yo no he visto que usen fuerza, realmente no se ha utilizado, han hecho muy buen trabajo”, afirmó durante la conferencia matutina.

Dijo que aunque el primer día sí hubo confrontaciones entre el cuerpo de seguridad y los extranjeros, este fue un hecho aislado y mínimo.

Afortunadamente no hemos tenido lesionados, se les ha dado refugio, atención médica”, manifestó.

No obstante, los periodistas que acudieron a Palacio Nacional le debatieron lo dicho. Ante esto, el mandatario federal enfatizó que la información que él tiene es que “la Guardia Nacional ha actuado bien”; sin embargo, dijo que respetaba los puntos de vista contrarios al suyo.

“Hoy el titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (Marcelo Ebrard) nos informó que no ha habido lesionados, ni heridos. Se ha resuelto bien el problema”, apuntó.

E incluso, comentó que él mismo todos los días hace esa recomendación.

“Le dije al secretario de la Defensa Nacional (Luis Cresencio Sandoval), ‘transmítale al general Vicente, encargado de esta acción mi reconocimiento por no utilizar la fuerza’. Le dije al general Bucio, ‘haga lo mismo con los oficiales de la Guardia Nacional’. Le dije al secretario de Relaciones Exteriores (Marcelo Ebrard), ‘cuiden bien la seguridad hasta de los regresos asistidos, se están regresando en avión de Villahermosa, cuiden que no vaya haber un accidente; se están regresando en autobús de Tapachula, cuiden que no vaya haber un accidente’”, expuso.

Aseveró que los adversarios a su gobierno andan a la caza de errores, “a la caza de gazapos y como estamos sometidos a este escrutinio, tenemos que cuidarnos, no caer en ninguna provocación, ser respetuosos de todos, e incluso a ser dueños de nuestro silencio en todos los temas”.

Quisieran que uno de la Guardia Nacional le estuviese pegando a una niña, a un niño, a un anciano, pero no es un asunto de imagen, es un asunto humano, de convicciones. Nosotros no vamos a golpear a nadie, no violamos derechos humanos. Ya se terminó el tiempo en que el Estado era el principal violador de los derechos humanos”, abundó.

Y sostuvo que en caso de que la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) les haga recomendaciones por este caso en particular, “se van atender”.

Fuente: Aristegui Noticias