Por Gladys Aguilar 

El Fiscal General de Oaxaca, Rubén Vasconcelos Méndez, aseguró que el caso de la saxofonista oaxaqueña, María Elena Ríos Ortiz, atacada con ácido el pasado 9 de septiembre en la ciudad de Huajuapan de León, es una prioridad para las autoridades de justicia. 

“Tengan la seguridad que en este caso no habrá impunidad, tengan la seguridad que la Fiscalía General del Estado, tiene este caso como una prioridad”, afirmó.

“Desde el 9 de septiembre que ocurrieron los hechos estamos haciendo todos los actos de investigación para dar con el paradero de los actores materiales, y vincular a los actores intelectuales”, alardeó en un evento para combatir la violencia de género. 

Sin embargo, según testimonios de la víctima y su familia, el autor intelectual de la agresión es Juan Vera Carrizal, un empresario y exdiputado local del PRI en Oaxaca, quien aparentemente acosaba a la joven de 26 años de edad. 

“No estamos encubriendo a nadie, la justicia no distingue entre responsables, quien sea tiene que enfrentar la justicia”, justificó Vasconcelos Méndez en su discurso. 

Hasta el mes de diciembre, las heridas de María Elena Ríos Ortiz, fueron tratadas en el Hospital Civil Aurelio Valdivieso de la ciudad de Oaxaca. 

Posteriormente, la oaxaqueña fue trasladada al Instituto Nacional de Rehabilitación para Quemados en la Ciudad de México (CDMX), luego de que su caso se hizo público y se resolvió que en la clínica oaxaqueña no estaba recibiendo la atención necesaria para sus heridas. 

Por otra parte, el Fiscal presumió que Oaxaca se encuentra dentro de las 10  entidades más seguras del país.