Afirman que crece más rápido de lo que podría y que brilla miles de veces más que una galaxia entera.

Los agujeros negros suelen ser “monstruos” que devoran todo a su paso, con diferentes tamaños y voracidades. Por ejemplo, los del centro de las galaxias tienden a ser supermasivos y el de la nuestra tiene una masa equivalente a 4 millones de soles. 

Sin embargo, existen algunos muchos más gigantescos y con más “hambre”. Y los astrónomos descubrieron en el interior de un quásar a 12.500 millones de años luz de la Tierra un colosal agujero negro ultramasivo que devora el equivalente a la masa de un sol cada día.

Afirman los expertos que se trata del agujero negro de más rápido crecimiento en el universo y también el más luminoso: brilla miles de veces más que una galaxia entera. Y aportan un dato: si estuviera en el centro de nuestra galaxia,podría verse 10 veces más brillante que una luna llena y haría casi imposible la vida en nuestro planeta.

Este agujero negro llamado J2157 fue descubierto en 2018 por el mismo equipo de investigación, dirigido por la Universidad Nacional de Australia, que ahora revela algo inesperado en su artículo publicado en la revista Monthly Notices of the Royal Astronomical Society.

Fuente : Clarín